Cañón del Atuel y El Nihuil: la energía del deleite

Importante complejo hidroeléctrico de Mendoza. Naturaleza destinada al placer.

Cerca del dique  Valle Grande llegamos  al Cañón del Atuel, en San Rafael, Mendoza. Aquí, las rocas que lo abrazan  poseen diversas formas y nombres:  Museo de Cera, Sillón de Rivadavia, EL Lagarto, Los Viejos, Los Monstruos, La Ciudad Encantada, El Mendigo, Los Jardines Colgantes, entre otros. En su presurosa caída, el río Y el río transmite fortaleza y vigor. Por otra parte, insertos en el cañón se ubican los lagos Aisol y Tierras Blancas, de origen artificial.

Más adelante, se encuentra el  complejo hidroeléctrico denominado Los Nihuiles, que generan una potencia de 260.000 Kw/h. con las tres centrales que posee. Pero si se continúa el camino ascendiendo desde el  Cañón del Atuel,  a través de una recortada pendiente observamos la monstruosidad del  el dique El Nihuil.  Además, este sitio invita a la práctica deportiva de la pesca e  incentiva  la práctica de otros deportes acuáticos como el windsurf o esquí.

Por otra parte, en la ribera de este espejo de agua,  se alza la Villa El Nihuil, barrio de los vecinos  del  lugar. Esta zona cuenta con todos los servicios, delegación municipal, capilla, centro de salud, servicio telefónico, destacamento policial, correo y un camping.

Por el extremo izquierdo de la presa, se ubica el Club de Pescadores de San Rafael, con camping, proveeduría, cabañas, restaurante, pileta de natación, residencias de fin de semana, teléfono público, etc.

Add Comment